8 consejos para mantener una alimentación equilibrada durante las vacaciones

Ya se avecina la navidad, cada familia lo celebra de manera distinta, pero todos la asociamos con la comida, en combinación con el noble arte de la buena mesa; rodeada de los seres queridos. Durante esa época es habitual escaparse un poco de la rutina, y tener más exceso, conduciendo a un desequilibrio temporal de una buena alimentación.

¿Qué es una alimentación equilibrada?

Cuando se habla de una alimentación correcta o saludable, se interpreta una alimentación equilibrada. Una alimentación equilibrada contiene todos los nutrientes necesarios para el buen funcionamiento y bienestar de nuestro organismo y consigue reducir el riesgo de padecer enfermedades. 

Este tipo de dieta es fundamental para cada etapa de la vida, y se basa en el consumo de una variedad de alimentos en proporciones adecuadas. En concreto, esa alimentación elige el mayor consumo en alimentos nutritivos y variados como frutas, verduras, legumbres, cereales integrales, y una reducción del consumo de grasas, azúcares y sal.

Durante la época navideña es fácil de excederse y perder ese balance, pero siempre, con un poco de voluntad, se puede disfrutar cuidándose de sí mismo. Es importante seguir los buenos hábitos alimentarios que llevamos a cabo durante el resto del año, por lo cual a continuación se aconsejan algunos hábitos básicos que se pueden seguir en esta época festiva:

Buenos hábitos para tener una alimentación equilibrada 

Agua como bebida principal

La bebida principal debe de ser el agua, ya que tiene una doble importancia y función. El agua es el elemento más básico para el mantenimiento hídrico de nuestro organismo y, además, ayuda a regular el consumo excesivo de los alimentos. Acompañando la comida con el agua se consigue un mayor control en la cantidad de la ingesta alimentaria.

Verduras y hortalizas

Seguro que entre la variedad de verduras y hortalizas encuentras alguna que te resulte realmente apetitosa. ¡Hay muchas, no vale poner cara larga! Y recuerda que los platos tienen que estar acompañados siempre de una gran cantidad de verduras y hortalizas para poder tener una alimentación equilibrada y saludable.

Cuidado con las cantidades

Es totalmente comprensible que al ver nuestra comida favorita en la mesa nos abalancemos a llenar el plato. Tenemos que evitar que eso suceda y alejarnos de ingerir grandes cantidades. Tendemos a comer hasta llenarnos o incluso desperdiciar alimentos mientras que lo ideal es echar menos cantidad y repetir si es necesario.

Hecho en casa, mucho mejor

¿Eres cocinillas? ¡Ponte manos a la masa! Una de nuestras recomendaciones es que seas tú mismo el que elabores tus platos, siempre te dará más seguridad y se aprecia más en una comida o cena. Además, la comida ya preparada o procesada es probable que nos siente peor y donde esté una rica comida casera… ¡Que se quite el resto!

Y de postre… Huye del azúcar

¿Una fruta o un coulant de chocolate? No podemos hacerte elegir y, de hecho, realmente ningún alimento debería estar prohibido. Lo que sí vamos a recomendarte es que intentes evitar postres con mucho azúcar y exceso de grasas. Elige postres con frutas frescas hechas por ti y sirve un poco más de vitaminas en tu mesa. Aunque Larseiro, el chocolate negro también está permitido.

El truco para estar más saciado

¿Cómo podríamos saciarnos antes para evitar atracones? La respuesta, aunque no lo parezca, es sencilla: Interactúa con los compañeros de tu mesa; las sensaciones de estar lleno suelen tardar unos 20 minutos aproximadamente. Mientras socializas en la mesa, estarás ayudando a saciarte y controlar lo que ingieres.

Actividad física

Tener cierta actividad física no es complejo: subir y bajar escaleras, caminar… El truco está en moverse. Muévete, haz ejercicio o sal a pasear con tus seres queridos, el tiempo pasa rápido y hay que aprovecharlo siempre. Es una parte importantísima para cuidar de tu salud, además de un hábito súper saludable.

¡Disfruta de las vacaciones!

Lo más importante es que disfrutes de tus vacaciones. Nada de lo anterior está reñido con la celebración de unas fiestas o reuniones en familia, simplemente hay que tener en cuenta ciertos hábitos saludables que van a beneficiar, y mucho, tu salud.

1202