El mundo de la cocina con yogur: recetas originales y beneficios para la salud

Aunque normalmente el yogur está asociado a comidas específicas en la cultura occidental como puede ser el desayuno, el postre, o la merienda, la realidad es que este derivado lácteo es un alimento muy versátil que puede ser incorporado en multitud de recetas y platos. 

El yogur no solo es delicioso, sino que también tiene un rico trasfondo cultural y una serie de beneficios para la salud que lo convierten en un alimento muy interesante. En este post, exploraremos recetas originales con yogur, mientras descubrimos sus orígenes y los beneficios probados para la salud. 

¿Cuál es el origen del yogur? 

Se cree que las poblaciones nómadas ganaderas del Oriente Medio y los Balcanes descubrieron el yogur de forma accidental al transportar leche en bolsas de piel animal. La combinación de calor, la leche y las bacterias presentes en las bolsas llevó a la fermentación de la leche y a la obtención de yogur. 

Durante el comercio de la Ruta de la Seda, la práctica de hacer yogur se extendió hacia Europa, integrándose rápidamente en la alimentación diaria de culturas como la griega y la turca. Con avances en la ciencia y la tecnología en el siglo XX, la producción de yogur se volvió más controlada y comercial, hasta el yogur que conocemos hoy en día. 

A lo largo del pasado siglo, se comenzaron a comprender mejor los beneficios para la salud del yogur, convirtiéndose así en un elemento clave en la dieta de muchas personas. Su carácter probiótico y su perfil nutricional lo han posicionado como un alimento popular en la alimentación moderna. 

Beneficios para la salud 

Los beneficios para la salud asociados con el consumo regular de yogur han sido objeto de numerosos estudios científicos. Desde un punto de vista nutricional, el yogur es una excelente fuente de calcio de alta biodisponibilidad, además de aportar otros nutrientes como la vitamina B2, B12, fósforo, potasio, vitamina A y proteínas de alto valor biológico. En concreto, dos yogures (equivalentes a una ración de lácteos), cubren más del 30% de las Cantidades Diarias Recomendadas (CDR) de calcio en la dieta de un adulto. 

Por otro lado, las bacterias presentes en el yogur, Lactobacillus bulgaricus y Streptococcus thermophilus, son las responsables junto a los nutrientes presentes en el yogur de sus numerosos beneficios para la salud. Su consumo regular ayuda a fortalecer el sistema inmunitario, promueve el equilibro de la microbiota intestinal, ayuda a mejorar el estreñimiento o la inflamación, contribuye a regular el peso corporal y la presión arterial y es un aliado en la salud ósea por su riqueza en calcio. Por otro lado, los intolerantes a la lactosa toleran mejor el yogur que la leche, debido a la presencia de las mencionadas bacterias ácido-lácticas que fermentan la lactosa, reduciendo así significativamente su contenido. Además, recientes estudios sugieren que el yogur podría tener impactos positivos en la salud mental, al actuar positivamente en la microbiota intestinal. 

Recetas diferentes con yogur 

Más allá del yogur como desayuno o como postre, hay un mundo de recetas muchas veces desconocidas en la cultura española, pero que sin embargo son muy populares en países como Turquía, Grecia o India. Algunas recetas con yogur que te animamos a probar desde Larsa para innovar en la cocina con este ingrediente son:

 

Receta salada

Salsa de yogur como acompañamiento

Es una salsa muy versátil, ya que puede servir como acompañamiento de carnes, verduras, legumbres… Nuestra propuesta es que la utilices para acompañar tus “kebab” o “shawarma” caseros, falafel, brochetas de pollo tandoori, ensaladas o verduras al horno como la coliflor asada, ¡toda una delicia! 

Ingredientes:  

  • 1 Yogur Natural con Leche de Pastoreo Larsa. 
  • 2 cucharadas soperas de pepino picado 
  • 1 diente de ajo, piado finamente 
  • Jugo de limón 
  • Menta fresca, picada 
  • Sal y pimienta al gusto 
  • Aceite de oliva virgen extra/AOVE (opcional) 

Preparación: 

  1. En un bol, mezcla el Yogur Natural con Leche de Pastoreo Larsa con el pepino rallado, el ajo picado, el jugo de limón y la menta fresca y revuelve a mano (no en la batidora) hasta obtener una masa homogénea. 
  2. Añade sal y pimienta al gusto y déjalo reposar en la nevera 30 minutos antes de consumirlo. 

Tip: si deseas darle un toque de suavidad, añade una cucharada de AOVE.

 

Receta dulce

Polos helados caseros con yogur y frutas

Estos helados caseros son una opción saludable y refrescante ideal para aquellas personas amantes de los helados, pero que quieren cuidarse al mismo y al mismo tiempo disfrutar de su postre favorito sin renunciar al placer. 

Ingredientes: 

  • 2 Yogures Naturales con Leche de Pastoreo Larsa. 
  • 1 taza (250 g) de fruta (por ejemplo: frutos rojos, mango, plátano, sandía…) 
  • 1 cucharada sopera de zumo de limón 
  • Endulzante al gusto (opcional)

Preparación: 

  1. Triturar todos los ingredientes en un procesador de alimentos o con una batidora manual. 
  2. Repartir la mezcla en un molde para helados o, si no se dispone de un molde específico, reutilizar los vasos de los yogures insertando un palo de helado en el centro. 
  3. Congelar durante al menos 4h o hasta conseguir la consistencia deseada.Principio del formulario 

El yogur no es solo un ingrediente versátil, sino que también es un alimento saludable con numerosos beneficios para la salud. El consumo de lácteos recomendado al día es de 3 porciones al día, siendo dos yogures una porción de lácteos, por lo que consumirlo cada día es una forma ideal de cuidarte mientras disfrutas innovando en la cocina.

1083